No estoy dispuesto a permitir que qué me dicten lo que tengo que decir. Tengo miedo pero más fuerte que el miedo es la conciencia y el orgullo y la dignidad de saber que he hecho  lo que tenía que hacer

No porque ellos lo que quieren es imponer la autocensura y si lo consiguen ganan ellos y yo no estoy dispuesto a permitir que qué me dicten lo que tengo que decir y lo que no puedo decir.

Mentiría si dijera que no hay una parte de miedo en ir a la cárcel,  todo el mundo tiene miedo a que le separen de sus seres queridos, a pasar muchísimas horas encerrado en una celda en pésimas condiciones, a no saber a qué cárcel voy a ser enviado, cuánto tiempo, que te vas a encontrar ahí dentro, pero más fuerte que el miedo es la conciencia y el orgullo y la dignidad de saber que he hecho  lo que tenía que hacer y que no he hecho nada malo Quienes tendrán que pedir perdón son quienes nos encarcelan hasta por contar verdades.

Nos encontramos en un país clavadito  a Turquía porque desde luego esto no pasa ni en Estados Unidos. En Estados Unidos hay raperos con letras mucho más explícitas que las nuestras que no son encarcelados ni detenidos por ello, sino que, incluso aparecen en grandes emisoras de radio y en grandes canales de televisión, y eso fue lo que llevó incluso al Washington Post hacer un reportaje sobre lo que está sucediendo aquí. Se escandalizan con lo que está pasando aquí.