Diputada de Vox en Baleares dimite por los presuntos sueldos irregulares en Vox

La diputada en el Congreso por Vox Baleares Malena Contestí ha anunciado este martes que se da de baja del partido.

La diputada ha justificado su decisión «tras las informaciones sobre las presuntas irregularidades en ActuaBaleares aparecidas en prensa en los últimos días, y no habiendo recibido explicaciones satisfactorias».

Varios medios informaron de presuntos cobros por parte de cinco miembros de la cúpula de Vox Baleares, antes de la campaña electoral, por medio de facturas por asesorías jurídicas que no se habrían prestado.

«He tomado la decisión de dimitir de todos mis cargos en ActuaBaleares y de tramitar mi baja del partido con efecto inmediato, habiendo ya sido notificado al presidente del partido Jorge Campos mediante burofax», ha anunciado Contestí.

«Es una decisión muy difícil para mí, pero que asumo en coherencia con mi integridad«, ha declarado Contestí.

Su dimisión se une a la de la tesorera de Vox, Nuria Díez, que renunció la semana pasada por la «absoluta confusión» de las cuentas del partido, de las que  no se le entregaron las facturas relativas a los gastos de la campaña electoral».

También firmó ante notario que le fue «absolutamente imposible desarrollar su trabajo dadas las muchas trabas encontradas, la imposibilidad de acceder a los datos bancarios, facturas, certificado digital, datos de donantes, etc».

El diputado y presidente de Vox en Baleares ha declarado que «la dimisión se debe a una conspiración por parte de un grupo de personas que quiere acabar con Vox Baleares y hacerse con el poder del partido en el archipiélago».