PP y Vox votan contra las ayudas para movilidad de ancianos y discapacitados en Majadahonda

El gobierno del Partido Popular en Majadahonda, con el apoyo Vox, ha tumbado una propuesta para destinar ayudas para la instalación de ascensores o ascensores para facilitar el acceso a sus viviendas a personas con problemas de movilidad o movilidad reducida.

La mayoría de los afectados son discapacitados o ancianos con dificultades para desplazarse, algunos de ellos no pueden ni salir de sus casas, situadas por la zona del casco histórico de la localidad.

Dichas viviendas fueron construidas en los 70 y debido a la antigüedad de las viviendas, estas carecen de ascensor en los edificios.

La medida fue impulsada por el PSOE para paliar estos problemas con la concesión de ayudas. Cada comunidad de vecinos podría recibir un 25% de la inversión total para colocar un ascensor u otros elementos para facilitar la movilidad.

Ante la negativa del gobierno el portavoz socialista en el Ayuntamiento de Majadahonda, Manuel Fort,  ha manifestado que «hay vecinos con movilidad reducida que viven prácticamente en una cárcel porque no pueden salir a la calle porque en sus edificios no hay ascensor y tienen verdadera barreras arquitectónicas«.

«Parece mentira que el mismo gobierno municipal que va presumiendo de gastarse 300.000 euros en la remodelación de dos parques públicos no se preocupen de eliminar este tipo de inconvenientes a las personas con problemas de movilidad».