El TC salva al nieto de Franco de ir a prisión por conducción temeraria y atentado contra la autoridad

El nieto mayor del dictador Francisco Franco, Francisco Franco Martínez-Bordiu, finalmente no entrará a prisión por atropellar a  dos guardias civiles el año 2012.

El  Tribunal Constitucional no ha admitido a trámite el recurso de amparo presentado por uno de los agentes por no apreciar “la especial trascendencia constitucional” que la ley exige para que el tribunal estudie el caso.

El incidente ocurrió el 30 de abril del 2012 por la noche, cuando dos agentes de la benemérita dieron el alto al vehículo del nieto de Franco porque circulaba en dirección contraria y sin luces.

El ‘Francis’ se saltó el alto y se dió a la fuga. Tras un persecución de aproximadamente 30 kilómetros, los agentes pudieron detener el vehículo.

Una vez con el vehículo detenido, uno de los pasajeros encañonó a uno de los agentes con una escopeta.

El nieto de Franco embistió marcha atrás a la patrulla policial, provocando lesiones en el agente que ocupaba el vehículo y se volvió a dar a la fuga.

Horas después apareció el vehículo y se comprobó que estaba a nombre de una sociedad propiedad del hijo de  Francisco Franco Suelves, bisnieto del dictador Francisco Franco, según informa El País.

Uno de los agentes reconoció al nieto de Franco con el conductor del vehículo y el juzgado de Teruel le condenó a dos años y cinco meses por los delitos de atentado a la autoridad y conducción temeraria, pero la Audiencia de Teruel considera que la sentencia no era creíble

Por el contrario la Provincial mantuvo la presunción de inocencia ya que consideró que durante la vista anterior no se practicó «prueba de cargo suficiente» capaz de debilitar la presunción de inocencia acusado que afirmó que estaba en Madrid el día de los hechos.

Finalmente el  Constitucional ha desestimado el recurso de uno de los agentes y el acusado no entrará en prisión.