La Justicia habla: no hay relación entre el 8M y la expansión del coronavirus

Carmen Rodríguez-Medel, titular del Juzgado de Instrucción número 51 de Madrid, ha retirado la denuncia por un delito de lesiones contra el delegado del gobierno de Madrid por permitir la manifestación del 8M.

Tras recibir un informe que rechaza la «relación de causalidad» entre la manifestación feminista y los contagios por coronavirus, la jueza ha rechazado condenado al dirigente socialista,

La juez examinó el informe solicitado  al médico forense adscrito al juzgado para saber si las manifestaciones en Madrid entre los días 5 y 14 de marzo, día que se aprobó el estado de alarma, «fueron susceptibles de causar un riesgo evidente para la vida e integridad física de las personas».

La jueza de Madrid descarta que haya «causalidad» entre las marchas del 8M y el aumento de contagios de coronavirus y dicta una providencia para eximir a Franco de cualquier responsabilidad sobre daños físicos, pero  si mantiene su denuncia por prevaricación por haber permitido las movilizaciones.

«77 reuniones multitudinarias destacando el 8M, a pesar de que el Centro Europeo para el control y prevención de enfermedades emitiera el 2 de marzo de 2020 un informe sobre el riesgo de contagio de Covid-19″, consta en la denuncia.

La denuncia fue presentada por el abogado Víctor Valladares, un abogado condenado por estafa, que también presentó ante el Tribunal Supremo otra denuncia contra el presidente del gobierno, Pedro Sánchez.

La magistrada ha aplicado la jurisprudencia correspondiente «legalmente prohibir la manifestación por razones sanitarias cuando en el momento de la decisión , no a posteriori, se tuvieran suficientes datos objetivos de un riesgo para la vida e integridad física de las personas.

De esta forma la jueza desmonta el tegumentario que la derecha lleva utilizando desde que estallará la crisis sanitaria provocada por el virus para arremeter contra el gobierno.