Vox acusa a Iglesias de enviar «morfina y sedantes» a las residencias para asesinar ancianos y el vicepresidente explica por qué son antidemócratas

La diputada ha acusado a Iglesias de “no querer acabar con el dolor” y de “condenar a morir” a los ancianos en las residencias enviándoles «morfina y sedantes» en vez de medicamentos para tratar la enfermedad.

La diputada y el vicepresidente se vuelven a ver las caras tras su último duelo hace una semana. La diputada se ha preguntado si los diputados de Vox tenían que tener miedo así como también sus hijos por otro posible homicidio: «¿Qué va a hacer? ¿Nos va a liquidar físicamente? ¿Nos va a ilegalizar como partido?».

Ruiz afirmó que Iglesias tiene un don para la arenga violenta y que  gobernar le viene grande: “Usted no es un demócrata, señor Iglesias. Usted no quiere acabar con el dolor porque lo necesita para enfrentarnos unos con otros”.

El líder de Podemos explicó los motivos por los que Vox no es un partido demócrata: “Ustedes son un partido antidemócrata, llaman ‘paguita’ al Ingreso Mínimo Vital después de que su presidente estuviera cobrando de la corrupta Esperanza Aguirre para montar chiringuitos contra la democracia española”. “Nos ha acusado usted de distribuir morfina para asesinar a los ancianos en las residencias”.

El vicepresidente también ha expuesto cómo los ultraderechista han votado en contra de los ERTE que defienden a trabajadores y empresarios, y que “han votado en contra de las ayudas a autónomos y trabajadores temporales, han votado en contra de prohibir despidos por enfermedad, y han votado en contra de todas las ayudas sociales, porque ustedes jamás van defender el interés general, porque ustedes son un partido antidemócrata», afirmó Iglesias.

“No hay mayor amenaza a la democracia que ustedes. “No son un partido español. Son un partido que representa los intereses de los que no tienen más patria que su dinero”, ha concluido Iglesias.