“Son la peor derecha española, banal y peligrosa”. The New York Times destroza a Vox

El prestigioso diario de los EEUU, The New York Times, ha publicado este viernes un demoledor artículo de opinión que critica a la formación de extrema derecha Vox.

El artículo  titulado “El virus de la extrema derecha”, firmado por el periodista y escritor Diego Fonseca,  analiza las protestas impulsadas por Vox después las caceroladas de los balcones que dieron paso a la revolución de los “Cayetanos”, y que culminaron en una manifestación con vehículos y con sus líderes jaleando desde los alto de un autobús omitiendo la tragedia.

 “España se zambulló, otra vez, en otro episodio de nacionalismo rabioso y torpe”. El artículo habla sobre hechos concretos como el hombre del megáfono en el descapotable “conducido por su chofer revoleando su bandera española al grito de gobierno dimisión, gobierno dimisión, que “retrata de cuerpo entero a la peor derecha española desde el retorno de la democracia, la más banal y peligrosa”.

Para el escritor la ultraderecha ha salido a reclamar libertad sobre los cadáveres de miles de fallecidos durante la pandemia, y advierte que es solo el principio, puesto que el en pasado “ya se tomó en sorna el discurso alucinado de Vox, porque pensaba que estaba inmunizada contra el populismo de derecha” y salió “con el pecho hinchado de las elecciones en las que Sánchez llegó al gobierno”. “Ahora sus seguidores recorren las calles de Madrid con banderas llamando a recuperar la patria parasitando preocupaciones legítimas de la mayoría”. 

El periodista califica las protestas de aceptables aún siendo insolidarias, pues son “promovidas, copadas o cooptadas por una organización política con vocación de poder”, y que la vocinglería acomodada, refiérase a los participantes ricos del Barrio Salamanca “está en tercera lista”.

Abascal, Smith y cía, “actúan sobre el hartazgo del encierro y el apuro de no perder más ahorros, trabajos o tiempo y comparan el confinamiento pandémico como un arresto domiciliario en un gulag sanitarista”.

Fonseca relata que Vox reparte la propaganda de que su país está en manos de chavistas y comunistas y se presentan como víctima de persecuciones y opresión y la defensora de los derechos más privados de las personas”

“Vox apuesta por el incendio, apelar a un discurso libertario en medio de una pandemia es un ataque al bienestar común”, concluye el periodista del New York Times.