Zaragoza crea un «Arca de Noé» para confinar a pacientes leves y asintomáticos en su Fase 2

Con motivo de la entrada de Zaragoza en la Fase 2 de la desescalada, el ayuntamiento de la ciudad y el gobierno de Aragón han decidido habilitar con urgencia un pabellón para que haga las labores de «arca de Noé».

El lunes abrirá sus puertas este pabellón habilitado para confinar a personas contagiadas por el virus con síntomas leves o asintomáticos, y se completará con la instalación de duchas portátiles y otros elementos de primera necesidad.

El pabellón alberga una capacidad inicial de 100 camas, que podrán ser ampliable en caso de necesidad. La decisión se ha tomado anta los malos resultados obtenidos en la región que acumula más de 50 brotes, y más de 400 personas contagiadas en las últimas 24 horas, 300 de ellos en la capital.

La mayoría de los positivos se han producido en residencias de ancianos, otra vez foco de contagios al igual que sucediera en la primera ola de la pandemia.

El gobierno de Aragón ha realizado más de 2.700 pruebas PCR en los últimos días y es la primera región de España en número de contactos con diferencia.

La gestión de la sala Multiusos de Zaragoza habilitada se llevará a cabo por Cruz Roja y el Salud se encargará de la atención sanitaria de los enfermos.