Anticorrupción investiga al rey Juan Carlos y a la reina Sofía por el uso de tarjetas de crédito opacas

El diario.es ha soltado una bomba esta mañana cuya onda de expansión salpica a la casa Real, concretamente al rey emérito Juan Carlos I a la reina Sofía.

Según el citado diario la fiscalía investiga los gastos de carias tarjetas de crédito que utilizaban los monarcas y otros familiares en los que se incluya a algunos de sus nietos.

La investigación señala que los gastos “se abonaban desde una cuenta en la que ni el rey emérito ni su familia aparecen como titulares”, afirman fuentes cercanas a la investigación.

La fecha de estos movimientos bancarios se sitúa después de la abdicación de Juan Carlos I, por lo que podría ser juzgado.

La fiscalía Anticorrupción “ya ha encontrado indicios de un presunto delito fiscal”, abunda, “al tratarse de incrementos de renta no declarados superiores a 120.000 euros en un solo ejercicio”.

Echenique ha respondido tras ser preguntado en RTVE que «hay que estar muy atentos porque de ser cierto se tratarían de presuntos delitos cometidos después de la abdicación de rey».

«Para que la gente nos entienda, una vez el rey abdicó, el artículo 56.3 de la constitución se deja de aplicar y ya no es inviolable y pasará a ser punible por posibles delitos y tendría que ser juzgado», señaló Echenique.