PP-Ciudadanos: de quitar lazos amarillos a usar niños para ponerlos

Los lazos amarillos es un símbolo que se usa para diversas causas como la endometriosis, la guerra de sucesión, el apoyo a las fuerzas armadas y otras reivindicaciones como el procés catalán.

En el 2014 se empezaron a utilizar por parte los independentistas para reivindicar la autodeterminación, y en 2017 se usó para pedir la liberación de Jordi Sánchez y Jordi Cuixart.

Los independentistas usaron el símbolo en las instituciones, y la junta electoral impidió que los interventores de las mesas electorales al Parlament llevaran el símbolo, lo que provocó una campaña en redes sociales instando a usar el color amarillo.

El uso de los lazos amarillos fue utilizado por PP y Ciudadanos, este último sobre todo hizo múltiples apariciones en las que se podían ver a Albert Rivera y otros de sus dirigentes retirando lazos de las calles.

Los lazos amarillos fue un actor determinante para que a Quim Torra se le inhabilitara de su cargo, tras desobedecer una orden de la junta electoral para que retirase los símbolos independentistas de las instituciones  públicas.

Tras años criticando el uso de  lazos amarillos, ahora PP-Cs han pegado un giro radical en torno al símbolo, y son ellos los que los utilizan.

Bajo el lema “StopLeyCelaa”, el PP y CS ha animado en redes sociales a los habitantes de Salamanca a colocar lazos naranjas por todas las calles para protestar por la reforma en educación del gobierno.

El partido incluso realizó un vídeo (puedes verlo al final de la entrada) en tono de mofa contra el independentismo en octubre de 2019.

En el caso del PP, ha compartido una imagen de niños colgando lazos en las calles, algo que fue muy criticado y tachado de «adoctrinamiento» cuando fueron los niños de Cataluña los que lo hicieron.

El tuit de @gmaemejota:

El vídeo en contra los lazos amarillos: