Explican por qué son polémicas las donaciones Amancio Ortega a través de una historia familiar

Blanca Rodríguez «Bandarrita», ha explicado a través de una historia familiar (ficticia) por qué las donaciones sanitarias del propietario Amancio Ortega (Zara) crean tanta controversia.

El relato metafórico de la tuitera cuenta la historia de un abuelo que hace regalos caros a su nieta sin invertir ni un ápice de su tiempo en averiguar lo que necesita de verdad, por una cuestión vanidad y “presumir de generosidad”.

El hilo:

Mi abuelo es el más rico de la familia. De vez en cuando le da por hacerle regalos carísimos a mi hija: zapatos de 200€, cazadoras de 500€… un día le regaló una estilográfica de oro que, ni ella sabe usar, ni tampoco se la vamos a dejar usar para que la rompa o la pierda.

Encima tiene la manía de regalar todo a destiempo: lo mismo le compra en marzo un plumas que en invierno le quedará pequeño que unas sandalias en octubre. Cada vez que le hace esos regalos se me llevan los demonios, porque con los 500€ de una cazadora la visto 2 años.

Nunca se le ocurre preguntar qué le hace falta a la niña, ni darnos el dinero para que le compremos la ropa que veamos que necesita (aunque, a veces, lo que necesita no es ropa, sino unos patines o clases de natación).

Él no piensa en las necesidades de la niña ni en la situación de la familia porque lo que le mola es sentirse el ricacho de la familia y presumir de generoso, que todos vean lo guay que es con su bisnieta.

Que la mitad de sus regalos acaben malvendidos en Wallapop porque no les hemos podido dar uso le da igual. Él ya ha hecho su gesto peliculero.

En realidad tendría que haberlo hecho con un hipotético ex al que tengo que reclamarle la pensión por vía judicial mientras le compra caprichos absurdos a la niña, pero como ex sí tengo y no quiero difamarlo en tuiters, pues he tirado de un abuelo millonario inexistente.

Hoy destacamos: