Imputado por inventarse que le marcaron a cuchillo la palabra marci*n en la nalga el joven de Malasaña

El joven de 20 años que denunció una falsa agresión por ocho encapuchados en su portal de Malasaña, y que confesó ante la policía que las lesiones fueron consentidas, ha sido imputado

El juez le imputa por simulación de delito por fingir que unos agresores le marcaron en la nalga con un cuchillo la palabra «marci*n».

Tras la investigación de la Policía, que encontró algunas partes incoherentes en su testimonio, el denunciante confesó que estas heridas fueron realizadas por una persona con la que tiene una relación sentimental, previa autorización.

La legislación contempla una multa de seis a doce meses de cárcel para la persona que, ante algún funcionario, «simulara ser responsable o víctima de una infracción penal o denunciara una inexistente, provocando actuaciones procesales».

El caso se convirtió en mediático e incluso se convocaron manifestaciones que fueron suspendidas cuando se reveló la verdad. 

La derecha aprovechó el suceso para arremeter contra «los progres» y el colectivo LGTBI.

El presentador Pedro Piqueras quiso mandar un recado a estos: «Es un golpe para otras personas del colectivo LGTBI que denunciaron casos verdaderos».

Hoy destacamos: